Qué ver y hacer en Innsbruck: disfruta de esta bonita ciudad

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Contenido del artículo

Innsbruck es una pintoresca y colorida ciudad enclavada en plenos Alpes austriacos. Se asienta en un valle rodeado por enormes montañas cubiertas de nieve, lo cual hace que haya vistas increíbles de los alrededores desde numerosos puntos: el teleférico, la torre del Ayuntamiento, y los numerosos miradores atraen a miles de turistas cada año. Además, su situación privilegiada –justo a medio camino entre en sur de Alemania y el norte de Italia– la convierte en una buena parada para quienes planean recorrer esta parte de Europa en coche o autocaravana. ¿Quieres conocerla? ¡Sigue leyendo!

Las 9 mejores cosas que ver y hacer en Innsbruck

Con una amplia variedad de atracciones, desde iglesias históricas hasta impresionantes miradores y pintorescos paseos en teleférico, Innsbruck tiene mucho que ofrecer y es un destino primordial para visitar en Austria. Aquí os presentamos las 9 cosas que puedes ver y hacer en un día en la ciudad.

Altstadt von Innsbruck (Casco antiguo)

El Altstadt es el centro antiguo de Innsbruck y es una de las principales atracciones de la ciudad. Con algunos de los edificios que han permanecido en pie durante más de 500 años, esta zona está rodeada de una gran cantidad de historia y se han realizado grandes esfuerzos para mantener los detalles medievales que la caracterizan. Pasea tranquilamente y disfruta de un tentempié o un café en uno de los hermosos bares y restaurantes de la zona, o admirar la maravillosa arquitectura de los edificios.

tejadillo de oro

El Goldenes Dachl

El tejadillo de oro o Goldenes Dachl es un edificio con…. ¡Un tejadillo de oro! Situado en el casco antiguo, es considerado el monumento más famoso de la ciudad y fue construido en el siglo XV por el Emperador Maximiliano I. El llamativo tejado está compuesto por 2.738 tejas de cobre dorado, mientras que los balcones inferiores tienen los escudos de armas relacionadas con los territorios históricos de los Emperadores.

Aunque no es un lugar en el que se puedan pasar horas -ya que, aparte de admirarlo, no tiene más que ofrecer- el Goldenes Dachl es una gran atracción que no te puedes perder mientras estás en el área del casco antiguo.

Maria – Theresien Strasse

Esta calle, que se extiende desde el Arco de Triunfo hasta el casco antiguo, es una de las más concurridas de Innsbruck y cuenta con una gran variedad de tiendas, cafeterías, bares y restaurantes y también tiene una gran importancia histórica en la ciudad.

Parte de la calle es totalmente peatonal y es el lugar perfecto para dar un paseo, o tal vez disfrutar de una copa mientras se admira la hermosa arquitectura que la bordea. El Arco del Triunfo, la Columna de Santa Ana y la Capilla de San Jorge se encuentran en esta calle o en sus proximidades, por lo que hay mucho que hacer y ver.

Qué ver y hacer en Innsbruck

La catedral Innsbruck

Las catedrales a menudo se erigen como puntos centrales de una ciudad o como un hito reconocible, y la Catedral de St. James de Innsbruck no es una excepción. Su fachada frontal destaca con dos campanarios de cúpula verde y un llamativo diseño barroco, mientras que el interior tiene todos los adornos típicos que uno esperaría de un importante edificio religioso.

Los techos y las cúpulas tienen hermosas obras de arte y detalles, mientras que el altar principal está lujosamente decorado con oro y mármol y crea un maravilloso centro de mesa. Finalmente, además de todo esto, la Catedral también contiene la tumba del Archiduque Maximiliano III (Gran Maestro de los Caballeros Teutones) y ocho campanas ornamentadas en funcionamiento.

Vistas torre Innsbruck

Innsbrucker Nordkettenbahnen

El Nordkette de Innsbruck es un teleférico que te lleva hasta la Cordillera Nordkette, que forma parte del parque natural más grande de Austria. El agradable viaje dura unos 20 minutos y ofrece unas vistas increíbles de Innsbruck y del paisaje montañoso que la rodea.

Hay varias paradas en el camino y puedes simplemente bajarte o continuar hasta la cima. En cada parada hay algo diferente que hacer: desde ver a los esquiadores bajar a toda velocidad por las pistas, hasta escalar en la cara rocosa del Karwendel. Sea lo que sea que elijas hacer, este divertido e interesante viaje en teleférico seguro que te impresionará.

Palacio Imperial de Hofburg

El Palacio de Hofburg es una gran obra de arquitectura y un edificio muy significativo en Austria. Construido en el siglo XIV, este llamativo palacio tiene una fachada blanca brillante con torres con cúpula verde y un hermoso interior.

En la actualidad, se encuentra dividido en cinco museos temáticos, y es una gran manera de aprender sobre la historia de Austria y ver cómo es el mobiliario de un palacio real. Los museos incluyen una exposición de muebles, una galería ancestral y una galería de pinturas e ilustran muchos aspectos de la cultura de los Habsburgo. El precio de las entradas es de 9,90 euros para los adultos y la entrada de los niños es gratuita

Palacio de Innsbruck

La Hofkirche

Otro de los impresionantes edificios religiosos de Innsbruck, la Hofkirche, tiene un diseño gótico y fue construida en el siglo XV por el emperador Fernando I. Aunque la arquitectura de esta iglesia es interesante por sí misma, la verdadera delicia es el interior; está llena de hermosas columnas de mármol rojo y un cenotafio -monumento póstumo- al emperador Maximiliano.

El monumento funerario es la pieza central de la iglesia y está rodeado por 28 estatuas que representan a varios antepasados y héroes, incluyendo al Rey Arturo y a Leopoldo III.

Innsbrucker Hofgarten

Si quieres alejarte de las zonas turísticas y edificios concurridos, el Hofgarten es el lugar perfecto para ti. Situado cerca del Palacio Hofburg, es bastante céntrico y de fácil acceso.

A lo largo de los años el jardín ha visto muchos diseños diferentes y ahora contiene varios estanques, un parque de juegos, un restaurante y un montón de hermosos árboles maduros y vida vegetal.

A veces se celebran aquí conciertos e incluso torneos de ajedrez. Sea lo que sea que elijas hacer, el césped bien cuidado, el exquisito verdor y los encantadores paisajes del jardín serán perfectos para disfrutar de un momento de relax.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario