Sitios Imprescindibles si viajas al norte de Noruega

Contenido del artículo

Es posible que cuando pienses en viajar a Noruega vengan a tu mente esquimales, trineos de perros, auroras boreales, nieve, esquí de fondo, algunas ciudades importantes de Noruega como Oslo, Bergen, y muchísimas cosas más. No obstante, cuando se trata del norte de Noruega, también es posible no tener muchas expectativas. Y es que, creemos que por encima del Círculo Polar Ártico es poco lo que se pueda encontrar, y no nos imaginamos el sinfín de maravillas que podemos disfrutar en esta zona.

Un viaje por el norte noruego es una gran aventura. Entre muchos lugares interesantes, podemos visitar la región de Lofoten con sus majestuosas montañas, la costa de Helgeland con su famoso Torghatten (Sombrero de Torg); la ciudad artística de Harstad, con su preciosa iglesia de Trondenes; o la ciudad de Tromsø, también llamada el París del norte. Además de lugares increíbles, en esta zona coexisten muchas raíces y distintas culturas como la sueca, la noruega, la sami, la finlandesa, entre otras, lo que hace del norte noruego un lugar de encuentro multicultural interesante.  

El norte de Noruega lo componen las provincias de Finnmark, Troms y Nordland. Aquí se encuentra el Círculo Polar Ártico y el Cabo Norte, el punto de tierra firme más septentrional de Europa. En esta región la luz natural es todo un espectáculo. El sol de medianoche se enaltece sobre los majestuosos fiordos noruegos, sorprendentes archipiélagos, aldeas agrícolas fértiles, cumbres nevadas y poderosas mesetas.

Bajo el elevado cielo de Finnmark se entremezclan cultura, naturaleza y la grandeza de ser una región que valora todo cuanto nace en ella. Entre ríos y lagos abundan peces y muchos productos del mar, mientras que sus tierras se rebosan de fructíferos pastos para sus renos. Y sí, aunque ciertamente el clima en Noruega puede resultar salvaje, es el norte noruego uno de los destinos más retadores. No obstante, en cualquier época del año habrá razones para llevar a cabo actividades al aire libre como paseo en trineo, esquí, raquetas de nieve…, sobre todo, si la previsión meteorológica está de nuestra parte.

Aunque para muchos, recorrer el norte noruego no parezca ser un destino muy apetente, debes saber que los norteños son hospitalarios y hacen lo posible para que quienes le visiten se sientan como en su casa.

Conozcamos a continuación algunos de los sitios imprescindibles si viajas al norte noruego.

Sitios imprescindibles si viajas al norte de Noruega

En el norte de Noruega podemos vivir experiencias inolvidables. Por ejemplo, podemos visitar Torghatten, una impresionante montaña con un agujero recto, o también podemos pasear sobre la isla Kjerringøy, una joya en la costa de Nordland, que queda justo a media hora en coche al norte de Bodø. Además, podemos conocer las hermosas y famosas islas Lofoten y Vesterålen, las que, sin ninguna duda, te dejarán sin palabras, porque es imposible ver en otro lugar del mundo tanta belleza natural junta.

Y, por supuesto, cuando viajes a Noruega y te dirijas al norte, verás que es inevitable no admirar lo hermoso y salvaje del paisaje en donde el mar, las montañas y los fiordos te dejarán sin aliento, incluso, aun siendo el viajero más experimentado. También te esperan bonitos pueblos pesqueros, pequeñas comunidades laponas y pintorescas ciudades norteñas llenas de un particular encanto y una cautivadora cultura.

Quizá te interese leer:  Split: Qué ver y hacer en una de las ciudades más bonitas de Croacia

Acompáñanos en este maravilloso viaje y descubramos juntos el norte noruego.

Tromsø

Encabeza nuestra lista de sitios imprescindibles del norte noruego, Tromsø, la capital noruega del Círculo Polar Ártico, una de las ciudades de más habitantes, famosa por la afluencia de universitarios, y también conocida como el París del Norte. Tromsø es un centro universitario importante del norte noruego, lo que ha hecho que gran parte de la población sea muy joven. Esto ha marcado favorablemente a la localidad y, hoy por hoy, Tromsø es una ciudad muy activa, llena de vida cultural y nocturna.

Se destaca en Tromsø la iglesia de Tromsdalen, también llamada la catedral del ártico; Polaria, el acuario más septentrional del mundo y uno de los lugares más populares de la ciudad, el Museo Polar, uno de los lugares más emblemáticos, entre otros.

Cabo Norte

Un viaje por el norte de Noruega no está completo si no se conoce el extremo de los extremos: Cabo Norte. El punto más septentrional del continente europeo es Cabo Norte y quizás es uno de los puntos de mayor demanda turística, sobre todo de quienes desean explorar los lugares más recónditos del planeta. De hecho, lo que cobra mayor relevancia no es tanto el destino sino el significado del viaje. Atravesar una naturaleza desolada en donde no despunta árbol o arbusto alguno, solo nieve, viento y muchas piedras desnudas puede representar la travesía jamás imaginada en la vida.  

Las Islas Lofoten 

Uno de los paisajes más fascinantes de Escandinavia son las Islas Lofoten. Se trata de un archipiélago formado por unas 2000 islas e islotes y, aunque la mayoría están deshabitados, encontrarse muy cerca de ellas ya es una experiencia memorable. Cuando las divisas por primera vez, tienes la impresión de que los Alpes han sido movidos hasta aquí con sus valles cortados a pico y sus cimas cubiertas de nieve.

Si deseamos pasar unas vacaciones tranquilas, podemos buscar alojamiento en una de las muchas cabañas de pescadores que hay en Lofoten, en donde es muy posible recibir la visita de un prudente alce salvaje.

En Lofoten puedes hacer una parada en Svolvaer, la ciudad más grande de las islas y en donde se concentra el turismo y la economía en la pesca de bacalao. Henningsvaer viene a ser otro centro de interés, se trata de una pequeña localidad de ensueño rodeada por altas montañas y el infinito mar. Abundantes puentes son un atractivo de la ciudad. También existen pintorescos restaurantes, bonitas y acogedoras cafeterías y calles en donde se respira mucha tranquilidad.

Las Islas Vesterålen

Además de Lofoten, las islas Vesterålen son otro destino nórdico imprescindible. La ciudad más al norte es Andenes. Esta pequeña y bonita ciudad se encuentra a unos 300 Km al norte del Círculo Polar Ártico. En Andenes, desde finales de noviembre a finales de enero, el sol no sobrepasa el horizonte, lo que hace que del amanecer, atardezca en un abrir y cerrar de ojos. La imagen se presta para fotografiarla y llevarse un recuerdo único del norte noruego. Esto ocurre en el resto de las ciudades de la isla como en Sortland, el centro comercial de las islas Vesterålen, muy cerca de la granja de renos de Inga Sami Siida, una visita que puedes hacer durante el viaje. También está Evenes, la ciudad más pegada al continente y donde, probablemente, tendremos las temperaturas más bajas. En Evenes es fácil ver, especialmente al amanecer o anochecer, el habitante típico de los bosques nórdicos que mide más de 2 metros de altura desde el suelo a la cabeza, el alce, el mayor mamífero de las islas.

Quizá te interese leer:  Los 10 pueblos costeros más bonitos de Cataluña que debes visitar

En muchas de estas ciudades se ofrecen safaris de avistamiento de ballenas (durante todo el año) y safaris de orcas (de diciembre a enero), actividades que te van a fascinar.

De Alta a Karasjok

Otro de los sitios imprescindibles en el norte de Noruega es Alta, la capital de la región de Finnmark, la Laponia noruega. Alta se localiza a 900 Km al norte del Círculo Polar Ártico. En Alta, al igual que todo el casquete polar, andar en motonieve es parte de la vida diaria. Un paseo por Alta puede iniciar en el Frilufts Park, el centro de deportes invernales, donde los participantes cambian sus ropas por un completo equipo para el frío. De aquí en adelante, la meta es llegar hasta Karasjok, la capital de los Samis.

Algo único del norte de Noruega es la comunidad Sami y su cultura. En Karasjok viven, en su mayoría, los Samis, los aborígenes más antiguos del norte de Escandinavia. En Karasjok tenemos la oportunidad de conocer a los Samis de cerca, compartir sus costumbres, adquirir sus productos, alimentar y acariciar a alguno de los renos de sus innumerables rebaños. En Karasjok también se encuentra el Parlamento de los Samis, un lugar de interés cultural que vale la pena visitar.

Otros sitios de interés

El norte noruego es extenso y otro de los imprescindibles es Svalbard, la ciudad de los majestuosos osos polares. Svalbard se localiza mucho más allá de Cabo Norte y se extiende hasta los 81° de latitud, a sólo 900 Km del Polo Norte. Spitsbergen es su isla principal y constituye el punto más septentrional del mundo visitado por turistas con regularidad.

Asimismo, no dejes de visitar a Bodø, el mayor centro de comunicaciones en Nordland, y en donde se organiza uno de los eventos más relevantes de la zona: La Semana Festiva Musical de Nordland.

El norte, así como el sur de Noruega son regiones auténticas que, aun siendo distintas, ofrecen atracciones y lugares interesantes. Llegar al norte de Noruega es sencillo, lo puedes hacer por aire, mar o tierra, combinando autobús con ferry o coche. El Hurtigruten, además de ser un viaje hermoso, es una de las opciones más demandadas para ir a esta parte del país.

Deja un comentario

¡Suscríbete y recibe nuestros últimos artículos directamente en tu correo!